Facebook
Gaceta digital FI Ingenieria en Marcha
Comunicafi TVIngenieria comunicafi_unam
Vida Académica
2017-11-22
Homenajean al ingeniero Óscar de Buen
Las estructuras que construyamos en el futuro habrán de ser más económicas y seguras que las actuales.
Por: Aurelio Pérez-Gómez
Fotografía: Jorge Estrada Ortíz
Comunicafi
Ing. Óscar de Buen López de Heredia y Dr. Carlos Escalante Sandoval director de la FI

La Facultad de Ingeniería UNAM (FI), Fundación ICA (Ingenieros Civiles Asociados) y Colinas de Buen realizaron un homenaje y la presentación del libro Estructuras de Acero para Edificaciones (Tomo III) del ingeniero Óscar de Buen López de Heredia, el pasado 22 de noviembre en el Auditorio Javier Barros Sierra, acto presidido por el homenajeado, los doctores Carlos Escalante Sandoval, director de la FI, y Ana María Ruiz Vila, directora general de la Fundación ICA, así como el maestro Raúl Jean Perrilliat.

Al dar la bienvenida, el doctor Escalante Sandoval señaló que el ingeniero Óscar de Buen López ha sido y es un referente obligado en el diseño de estructuras de acero en el mundo. "Nacido en Madrid y mexicano por adopción, es un hombre excepcional, noble y de gran carisma, profesor de la FI durante 43 años cuyas contribuciones fueron fundamentales para la creación de los posgrados en ingeniería".

Enlistó algunas de las obras, emblemáticas de la Ciudad de México, en las que colaboró el homenajeado: el Auditorio Nacional, el Estadio Azteca, la nueva Basílica de Guadalupe, la Torre de Pemex, el Palacio Legislativo de San Lázaro, el Palacio de los Deportes, la Sala Nezahualcóyotl, el Museo Soumaya y la Torre BBV Bancomer.

Para ilustrar el carácter del profesor emérito, el Director recordó una anécdota: "cuando alguien le preguntó qué le significaba recibir un reconocimiento, dijo No sé sí me los merezco o no, pero es muy agradable recibirlos, que se acuerden de uno y que piensen que lo que he hecho ha servido de algo", tras lo cual le entregó un reconocimiento y una moneda conmemorativa de la Escuela Nacional de Ingenieros y le expresó: "la Facultad y la UNAM lo felicitan y le reconocen su exitosa trayectoria académica y profesional".

En la presentación del libro, la doctora Ana Ruiz Vila aseguró que, para el ingeniero De Buen, los dos materiales más importantes en las estructuras modernas de la ingeniería civil son el acero y el concreto reforzado. "Óscar ha logrado consumar la función primordial de las estructuras de acero: transmitir cargas vivas verticales y el peso de instalaciones, cubiertas, muros y canceles a la cimentación y eventualmente al terreno".

Agregó que el libro reúne los cursos, notas y revisiones sobre diseño avanzado de estructuras de acero impartidas por el homenajeado en la Facultad: "Es el tercer tomo de Estructura de Acero para Edificaciones, una iniciativa impulsada por Fundación ICA y Grupo Colinas de Buen para el fomento, desarrollo y la formación profesional de la ingeniería en México"

El énfasis del libro está puesto en el comportamiento de las estructuras y no en algún código de especificaciones. "Al resolver algunos problemas de diseño es indispensable complementar la información teórica y experimental con las recomendaciones contenidas en las normas del Instituto Americano de Construcción en Acero y del Reglamento de Construcción para el Distrito Federal, entre otros documentos técnicos y normativos", apuntó la directora de la Fundación ICA.

El libro, recomendó, puede utilizarse a nivel licenciatura, escogiendo los temas para clase y las lecturas complementarias, así como de texto de consulta para profesionales. "Esperamos que les resulte de interés y que les ayude a formar a los futuros ingenieros e ingenieras que necesita México", concluyó.

A su vez, el maestro Jaen Perrilliat recordó que hace 20 años el homenajeado dejó su cátedra de la Facultad: "Para mí ha sido un honor continuar con su labor, y tenga confianza que sus enseñanzas siguen vivas en esta institución a través de las muchas generaciones de ingenieros y profesores que ayudó a formar".

El ingeniero De Buen, premio Nacional de Ingeniería Civil, relató que llegó a México a la edad de 14 años en 1940, luego de la Guerra Civil Española. Establecido en Morelia, estudió la secundaria; después en la Ciudad de México, en la Escuela Nacional Preparatoria, y en 1954, se graduó como Ingeniero Civil de la Escuela Nacional de Ingenieros.

Comentó que a diferencia de las muchas posibilidades de hoy para escoger donde estudiar, en aquella época no había más que un lugar donde aprender ingeniería. "Cuando estaba en tercer año, tuve que empezar a trabajar porque la situación económica en la casa no era buena. Laboré en el Departamento del Distrito Federal, primero de dibujante y luego viendo algunas obras de pavimentación. En el último año me dio polio, lo que le provocó la pérdida de la movilidad de la parte izquierda del cuerpo". Reconoció que su mejor maestro fue Javier Barros Sierra, que daba matemáticas, y el que más influyó en él y la generación, Alberto J. Flores, que impartía Estabilidad en las construcciones y le decían El coco por exigente.

Señaló que las construcciones en acero de nuestro país tienen un futuro prometedor, y pueden contribuir significativamente a la tan añorada, pero nunca alcanzada, independencia tecnológica. Las estructuras que construyamos habrán de ser más económicas y, al mismo tiempo, más seguras que las actuales; para ello, es preciso optimizar las etapas del proceso de diseño y construcción. Como colofón del evento, el ingeniero De Buen López realizó una firma de autógrafos.

En el homenaje también estuvieron presentes los profesores eméritos Neftalí Rodríguez Cuevas, Leda Speziale San Vicente y José Manuel Covarrubias Solís, y el investigador emérito Luis Esteva Maraboto; los maestros Bernardo Quintana Isaac, presidente del Consejo de Administración de ICA, y Óscar de Buen Richkarday, miembro de la Junta de Gobierno de la UNAM, y María Elena Barrera Bustillos, directora del Consejo de Acreditación de la Enseñanza de la Ingeniería, así como los doctores Luis Agustín Álvarez Icaza Longoria, director del Instituto de Ingeniería; Sergio Manuel Alcocer Martínez de Castro, vicepresidente del Colegio de Ingenieros Civiles de México.