Facebook
Gaceta digital FI Ingenieria en Marcha
Comunicafi TVIngenieria comunicafi_unam
Vida Académica
2018-03-02
Futuro energético y arqueometría
Mesas redondas con expertos de diversas disciplinas y clausura del Día de la Geofísica.
Por: Aurelio Pérez-Gómez
Fotografía: Jorge Estrada Ortíz
Comunicafi
Aspecto del evento

Las mesas redondas del Día de la Geofísica representaron la oportunidad de examinar, analizar y reflexionar sobre las tendencias y escenarios del futuro de la energía en nuestro país y el uso de las técnicas geofísicas en otras disciplinas, promover el diálogo entre personalidades del sector, compartir experiencias y construir sinergias; fueron realizadas el pasado 2 de marzo por la División de Ingeniería en Ciencias de la Tierra, la Asociación Mexicana de Geofísicos de Exploración (AMGE), la Sociedad de Alumnos de Geofísica de la Facultad de Ingeniería (SAGFI) y la Society of Exploration Geophysicists (SEG), en el auditorio Javier Barros Sierra.

En la mesa El futuro energético de México, la doctora Rosa María Prol Ledesma, investigadora del Instituto de Geofísica (IG), comentó que el país posee un inventario de más de mil 400 lugares donde hay actividad geotérmica, "la cual es una fuente de energía confiable y barata, se produce todo el tiempo y es un complemento ideal para las plantas hidroeléctricas".

El maestro Marco Arreguín López, presidente de la AMGE, informó que en las próximas décadas los principales cambios en el campo energético son la baja en los costos de la generación de energía renovable, el incremento en la electrificación en el mundo, el fortalecimiento de las políticas de control climático, el desarrollo de nuevas formas de energía, el aumento de 4 al 34 por ciento en el uso de las energías solar y eólica y sobre todo que China se convierta en una economía de servicios.

El doctor Jesús Antonio del Río Portilla, investigador del Instituto de Energías Renovables (IER UNAM), expresó que el futuro de nuestro país está en el uso y aprovechamiento de las energías renovables, como la solar, eólica, oceánica, geotermia y algunos biocombustibles producidos con residuos orgánicos.

Comentó que en la actualidad se están cayendo diferentes mitos en el ámbito energético, como que las energías renovables son más baratas que la que proviene de los combustibles fósiles y que los autos eléctricos son más económicos que los de gasolina.

El maestro Agustín Romero Patiño, miembro de la Comisión Nacional de Hidrocarburos, indicó que, si bien hace 20 años, el combustóleo y el diésel eran los principales componentes para generar energía eléctrica, en la actualidad el 50 por ciento se produce con gas natural y el 12, en las termoeléctricas: "El sector eléctrico ya transitó a combustibles más económicos y limpios".

El doctor Jorge Alejandro Wong Loya, investigador del IER UNAM, recordó que cualquier proceso de generación de energía afecta al medio ambiente, por ello, "debemos hacer que dichos efectos sean lo menos perjudiciales y consumir energía de manera racional y producirla de la mejor manera posible".

La energía geotérmica tiene una gran cantidad de usos, como la generación de electricidad o el intercambio de temperatura para los sistemas de calefacción. "Si enterramos tubos a la profundidad apropiada donde la temperatura no cambia, en verano podemos llevar aire caliente al subsuelo y enfriarlo para inyectarlo de nuevo en el cuarto, reduciendo los gastos en sistemas climáticos", explicó.

En la mesa Arqueometría: Geofísica aplicada a la Arqueología, el doctor Pedro Antonio López García, investigador del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), expuso que la aplicación de los métodos geofísicos en la arqueología ha sido un parteaguas, puesto que antes era muy difícil saber en qué lugar buscar o dónde explorar, "en muchas ocasiones escarbábamos en varios lugares y no encontrábamos nada, porque sólo dependíamos de la información de las personas del lugar o de fuentes indirectas. Ahora con el uso de estas técnicas contamos con datos e información fidedigna que nos ha llevado a mejorar impresionantemente nuestros resultados: el porcentaje de éxito es cercano al 100".

El doctor Gerardo Cifuentes Nava, académico del IG, dijo que la carrera de Ingeniería Geofísica no es sólo una disciplina dedicada a la exploración de recursos naturales, sino que tiene diversas aplicaciones, como la arqueometría, "integración de la geofísica y la arqueología, la cual hemos utilizado para encontrar importantes restos arqueológicos del patrimonio cultural de México".

El doctor Juan Esteban Hernández Quintero, jefe de Servicio Magnético del IG, apuntó que la ingeniería cada día se hace más multidisciplinaria, dado que el intercambio de información entre profesionistas de varias áreas enriquece los proyectos. "Trabajar con arqueólogos me ha dado la oportunidad de aprender a resolver diferentes tipos de problemas y a comprobar diversas hipótesis. Por su parte, los arqueólogos están aprendiendo a usar nuevas técnicas y a interpretar datos geofísicos para resolver sus investigaciones".

El doctor Andrés Tejero Andrade, profesor de la FI, señaló que la geofísica posee muchas áreas de desarrollo: "la arqueometría nos brinda la oportunidad de realizar trabajos de investigación, exploración e innovación".

La doctora Denisse Lorenia Argote Espino, investigadora del INAH, presentó algunos de los proyectos arqueológicos que ha desarrollado con el apoyo de profesores y especialistas geofísicos de la FI. "Buscamos conformar grupos multidisciplinarios que nos ayuden a aplicar nuevas metodologías o métodos físicos, químicos, geológicos y geofísicos para la obtención de datos duros e información sustancial para desarrollar nuestras investigaciones y descubrimientos". Reflexionó que es importante que las nuevas generaciones de alumnos aprendan a trabajar en equipos multidisciplinarios y a compartir información con objeto de desarrollar proyectos más innovadores.

Ceremonia de clausura

El maestro Luis David Escobedo Zenil, jefe del Departamento de Geofísica de la FI, comunicó que por primera ocasión se llevó a cabo el Concurso en cartel de tesis de Geofísica, que integró a egresados de otras universidades autónomas: de Nuevo León, del Carmen, de Juárez, la Benemérita de Puebla y de la Escuela Nacional de Estudios Superiores Unidad Morelia UNAM; el jurado otorgó el primer lugar a Manuel Velázquez, entre siete tesis participantes.

Sobre el Día de la Geofísica, indicó que se trababa para que se convierta en una jornada donde todas las escuelas, instituciones, universidades y empresas del país relacionadas con esta disciplina se den cita en la Facultad de Ingeniería: "Crear un espacio libre de intercambio de ideas y difundir avances, investigaciones y desarrollos".

Comentó que esta edición dejó un saldo muy favorable, con una destacada participación de alumnos, profesores, investigadores, sociedades estudiantiles, patrocinadores y de empresas: "Considero que para las próximas ediciones podremos realizar un mejor evento e integrar a más instituciones y compañías para generar mayor sinergia", de esta forma concluyó el Día de la Geofísica, patrocinado por la Sociedad de Exalumnos de la Facultad de Ingeniería, Fundación Chapopote, Geotem Ingeniería, y los institutos de Ingeniería, de Energías Renovables y de Geofísica de la UNAM.