Facebook
Gaceta digital FI Ingenieria en Marcha
Comunicafi TVIngenieria comunicafi_unam
Vida Académica
2019-11-11
Laboratorio Dr. Gilberto Sotelo Ávila
La DICyG rinde homenaje a la memoria del profesor emérito develando una placa en el Laboratorio de Hidráulica.
Por: Erick Hernández Morales
Fotografía: Jorge Estrada Ortíz
Comunicafi
El doctor Carlos Escalante Sandoval devela la placa en presencia de familiares y amigos del doctor Gilberto Sotelo Ávila

Facultad de Ingeniería develó una placa en el Laboratorio de Hidráulica de la División de Ingenierías Civil y Geomática (DICyG) para darle el nombre del doctor Gilberto Sotelo Ávila (1936-2008) como homenaje a su destacada trayectoria académica y profesional, el pasado 11 de noviembre.

En la ceremonia protocolaria, celebrada en el Aula Magna, el doctor Carlos Agustín Escalante Sandoval, director de la Facultad de Ingeniería, se refirió al homenajeado como uno de los miembros más distinguidos de la FI por los más de 50 años que dedicó a la docencia, las cerca de 250 obras de ingeniería civil en cuya planeación, proyección y supervisión participó, y por las muchas distinciones académicas que recibió.

El maestro Marco Tulio Mendoza Rosas, jefe de la DICyG, habló del ejercicio profesional del doctor Gilberto Sotelo en proyectos de obras de infraestructura hidráulica de impacto nacional, destacando las presas Nezahualcóyotl, Malpaso en Chiapas, Infiernillo en Guerrero y Michoacán, y el sistema de drenaje profundo de la Ciudad de México.

Por su parte, el ingeniero Jesús Gallego Silva, jefe del departamento de Ingeniería Hidráulica, subrayó su aporte pedagógico a través de la elaboración de material didáctico, en especial, los libros Hidráulica General, Apuntes de Hidráulica II e Hidráulica de canales que considera fundamentales para el estudio de Ingeniería Civil.

En su intervención, el maestro Gilberto Sotelo Seidling, hijo del homenajeado, recordó a su padre como un gran ingeniero con una curiosidad intelectual implacable, un académico con una auténtica pasión por la educación convencido de que el saber es para compartir y aplicarlo a favor del bienestar humano en obras concretas, y, ante todo, como un humanista, pues sus contribuciones académicas y profesionales fueron resultado de sus principios y valores.

Para finalizar, honró la memoria de su padre con una frase del escritor alemán Bertolt Brecht: Hay hombres que luchan un día y son buenos. Hay otros que luchan un año y son mejores. Hay quienes luchan muchos años, y son muy buenos. Pero los hay que luchan toda la vida: esos son los imprescindibles.